Las floreces cubren los desiertos de Israel

 

10 lugares para ver las hermosas flores silvestres de Israel

la mejor temporada para disfrutar de coloridos paisajes repletos de anémonas, ciclámenes y otras especies

Es marzo y los israelíes aman el aire libre, sobre todo cuando los campos se tiñen de rojo, rosa, morado y amarillo gracias a la aparición de las flores silvestres como la kalanit (anémona), rakefet (ciclamen), narkis (narciso), turmus (lupino) y pereg (amapola).

Este año, gracias a las copiosas lluvias de invierno, hay muchas más flores que en otras temporadas. “Y  se ven magníficas”, afirmó Elisha Mizrahi del Fondo Nacional Judío Keren Kayemet LeIsrael (KKL-JNF).

Según Mizrahi, los expertos están recopilando datos acerca de dónde y cuándo florecen los campos. “Tenemos avistamientos de flores raras del desierto que solo se ven cada 25 años. Para algunos de nuestros hijos es la primera vez que ven ciertas especies en los desiertos del Néguev y Judea. Y cada semana florece un nuevo tipo», le contó a ISRAEL21c.

Para quienes leen hebreo, esta página web enumera con certeza los múltiples destinos para ver flores silvestres. Todos los viernes de marzo, el departamento de Turismo del Consejo Regional de Judea ofrece recorridos a pie para ver las flores y los pájaros (solo en hebreo).

Los que no viven en Israel, tienen en este artículo la posibilidad de disfrutar de fotos de las hermosas flores silvestres publicadas a diario en la página de Facebook de KKL-JNF y en el grupo israelí de Facebook Botanicalovers.

Estos son los 10 mejores lugares para ver la belleza que crece de forma salvaje en Israel.

1. Darom Adom – Scarlet South Festival

El 5 y 7 de marzo será el último fin de semana oficial del festival anual Darom Adom – Scarlet South Festival en el noroeste del Néguev. El evento es producido en conjunto con KKL-JNF. Se trata de una serie de actividades junto con recorridos gratuitos a través de las “alfombras rojas” que forman las anémonas en el área de recreación de Reim y el bosque de Rujama.

Si se pasa la fecha del festival, aún hay tiempo de ver colores brillantes hasta abril. “Después de un período difícil causado ​​por los globos incendiarios lanzados desde la Franja de Gaza, todo el norte del Néguev se renovó con una capa verde cubierta con magníficas zonas anémonas rojas que no dejan rastro de las cicatrices ennegrecidas», declaró el KKL-JNF en un comunicado.

2. Colina de los Lupinos

Al sur de Beit Shemesh en el valle de Elah, se encuentra la Givat Haturmasim (colina de los lupinos), que cubre al césped de púrpura. Allí no sólo hay lupinos sino de muchas otras especies que también están en plena floración. Los viernes a la mañana -o cualquier otro día de la semana- son lo mejor para evitar las multitudes. También se puede ver a las anémonas que crecen en el lado norte de la carretera.

3. Sataf

Ciclámenes en su etapa floral, 17 de febrero de 2020. Foto: Gershon Elinson/Flash90

En esta época del año, los almendros y los ciclámenes florecen en Sataf, una reserva natural y ruta de senderismo al este de Har Eitan, al oeste de Jerusalén.

Los ciclámenes -que van del blanco al rosa oscuro- son también conocidos como “fuego de Salomón” porque parecen grupos de flamas en rocas y áreas sombreadas.

4. Reserva Natural del Carmel («Pequeña Suiza»)

Por estos días, enormes lupinos e iris florecen en la región del Carmel. Sin embargo, lo inusual es que esta temporada es posible ver la variedad especial de tulipanes «tigre» de rayas amarillas y marrones, inusualmente grandes y hermosos.

La entrada principal a la reserva se encuentra cerca de la Universidad de Haifa. En mayo florecerán allí unos increíbles lirios.

5. Monte Gilboa

Esta colina en el valle de Beit She’an es famosa por sus increíbles iris. Incluso, el Gilboa Iris fue elegido el símbolo de la Sociedad para la Protección de la Naturaleza en Israel  y se está volviendo cada vez más escaso por razones que aún no están del todo claras. La temporada alta es a mediados de marzo.

6. Bosque de Duda’im

El exótico iris negro de los desiertos del Néguev y Judea florece este bosque del KKL-JNF cerca de Beersheva, así como en el camino de campo entre Tze’elim y Gvulot más al sur.

7. Colina de ciclámenes en Tal Shahar

Este lugar sombreado de pinos en el parque Ramot Menashé, cerca del cruce Elyakim en el área de Megiddo, cuenta con un corto sendero para caminar donde los visitantes pueden ver ciclámenes y lupinos multicolor que florecen a principios de la primavera. Los carteles a lo largo del sendero dan información sobre estas flores.

8. Mar Muerto y alrededores

Vista de flores en el desierto de Judea, febrero de 2019. Foto: Mila Aviv/Flash90

El Mar Muerto puede parecer un lugar extraño para encontrar vida floreciente y fragante pero en marzo, la zona entre Qumran y Ein Gedi -y todo el desierto de Judea- está repleta de flores que no han asomado en años. Y todo gracias a las intensas lluvias.

9. Reserva de Iris – Netanya

En la reserva de iris al sur de Netanya -cerca de la playa- se puede ver una enorme extensión de flores de iris. Se trata de una reserva natural llena de flores que dan lo máximo entre febrero y marzo, lo que atrae a miles de visitantes. Los jardines también cuentan con un parque de esculturas.

10. Altos del Golán

La gente disfruta de las flores en los Altos del Golán en el norte de Israel. Foto: Flash90

El noreste de Israel tiene sus propias especies de lirios, tulipanes y orquídeas. Esta es la última zona en florecer porque es la más fría. Los mejores momentos para ver la belleza del lugar son el fin de marzo y el comienzo de abril.

¡Recorre Israel con nosotros!

d

Comentarios