Gran Rabino Davidovich recomendó : “estudiar la Torá y la lectura de Salmos, rogando a Di-s que nos proteja”

Gran Rabino Davidovich recomendó : “estudiar la Torá y la lectura de Salmos, rogando a Di-s que nos proteja”

Coronavirus. Gran rabino Davidovich: “Di-s nos ordena velar por nuestra salud”

Agencia AJN.

 “Es nuestro deber tomar todos los recaudos y estar atentos, sin entrar en paranoia, a todas las directivas que determinan las autoridades sanitarias”, subrayó el líder religioso de la AMIA. “En esta situación dicen nuestros sabios que se debe reforzar el estudio de Torá y la lectura de Salmos, rogándole que nos proteja de esta enfermedad, ya que es el único en Quien podemos confiar”, enfatizó.

 “Está escrito en la Torá ‘Venishmartem meod lenafshoteijem’ (Y salvaguardarán mucho sus vidas, Deuteronomio 4:15); es decir, el Todopoderoso nos ordena que nos cuidemos en demasía, y esto incluye a nuestro cuerpo”, subrayó hoy, jueves, el gran rabino de la AMIA, Gabriel Davidovich (foto), a la Agencia AJN en relación a la pandemia de coronavirus.

“Es por eso que es nuestro deber velar por nuestra salud, tomando todos los recaudos necesarios y estando atentos, sin entrar en paranoia, a todas las directivas que determinan las autoridades sanitarias, que son los expertos en la materia”, prosiguió.

“Con respecto a las precauciones a tomar, para evitar un contagio, Di-s no quiera, recomiendo los siguientes recaudos en lo que refiere a situaciones del día a día: lavarse las manos con jabón o alcohol en gel, más allá del lavado ritual de manos; observar la cuarentena si se regresa de un país con riesgo infeccioso; y evitar saludar con contacto físico entre las personas, inclusive con la mano, algo que yo mismo adopté recientemente”, ejemplificó el líder religioso.

“En esta situación dicen nuestros sabios que se debe reforzar el estudio de Torá y la lectura de Salmos, rogando a Di-s que nos proteja de esta enfermedad, ya que es el único en Quien podemos confiar”, enfatizó.

“La mejor bendición para estas situaciones, escrita en nuestra sagrada Torá, es: ‘Col hamajalá asher samti bemitzraim lo asim aleja ki Aní Hashem rofeja’ (Toda la enfermedad que deposité en Egipto no la depositaré sobre ti porque soy Di-s, tu curador)”, cerró Davidovich.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *